Mimo con libros

Creatividad infantil: 7 consejos para fomentarla en familia

14 marzo, 2019
Niños creativos

Hace unos años las paredes de mi casa parecían un cuadro de Pollock. En un momento dado, decidimos que mantener la blancura en los muros de nuestro hogar no era tan importante como fomentar la libertad y la creatividad infantil. Poco a poco nuestra casa se convirtió en una oda al horror vacui. Y entonces fue cuando decidimos pintar. Y también cuando descubrimos que pintar tu casa no tiene nada de divertido. Después de aquello, cambiamos de opinión. Acordamos que las paredes dejarían de ser un espacio para la libre expresión. Pero mantuvimos un pequeño fresco conmemorativo en nuestra habitación que nos recuerda cada día, entre otras cosas, que los límites de lo que se puede y no se puede hacer los marcas cada uno, no son universales y pueden cambiarse. O dicho de otra forma: donde dije digo, digo Diego.

Desde entonces mis hijos han desplegado su creatividad en otros espacios, lejos de las paredes del hogar. No siempre ha sido de manera controlada (la tapa del retrete y las sábanas de la cama dan fe de ello). Y aunque ciertamente no hace falta que los niños colonicen las paredes para dar rienda suelta a su vena artística, sí que es importante tener en cuenta varias cosas. En primer lugar, que cuanta más libertad tenga un niño, más margen tendrá para intervenir de manera creativa en su entorno. Y en segundo lugar, que un niño o una persona creativa están llamados irrevocablemente a sembrar el caos. La creatividad va a desordenar, a poner en jaque nuestro orden mental y nuestro orden estético.

Por tanto, el camino para desarrollar la creatividad infantil no es un paseo limpio y ordenado lleno de mariposas y flores de colores. Es más bien un viaje anárquico y perturbador llamado a trastocar por completo todo nuestro mundo. Tengámoslo en cuenta.

Dicho esto, dejo por aquí siete consejos para fomentar la creatividad infantil que podemos realizar en familia.

Menos es más.

Aunque eCreatividad infantilste post va sustancialmente “de cosas”, estaría bien revisarlo bajo la premisa de que menos es más. Cuantas menos cosas nos rodeen, más necesidad tendremos de exprimir todas sus posibilidades. Por tanto, más creativos nos volveremos respecto a su uso. La abundancia no ayuda por tanto necesariamente a impulsar la creatividad infantil. Que conste que casi todos estos consejos van en primer lugar dirigidos a mí misma: mi hogar dista mucho de ser un espacio minimalista y austero.

Juguetes sencillos e indefinidos.

Cuanta más definida esté la función de un juguete, menos posibilidades tiene un niño de repensar las formas de relacionarse con él. De ahí el éxito universal que han tenido siempre las cajas de cartón, los palos o las piedras. Por eso, los juguetes estrella para fomentar la creatividad son las construcciones con piezas genéricas. Los niños pueden utilizarlas para dar forma a todo un universo. Además pueden integrarlas de mil maneras distintas en todos sus demás juegos. Pueden hacer torres, castillos, puertas. Una cama o una escuela para el resto de sus muñecos. Sirven también para decorar el árbol de Navidad. Las posibilidades son infinitas.

Juego libre, no dirigido.

Hay una escena que se repite con frecuencia en los parques de este país: un niño intenta subir al tobogán por la rampa y un adulto corre a regañarle y a indicarle que la rampa no está para subir, sino para bajar. Que para subir debe utilizar las escaleras. Reconozco que me cuesta no cortocircuitar cuando veo estas cosas. Y es que los adultos tenemos cierta tendencia a prescribir el uso que se debe hacer de los juguetes.

No digo yo que en algunas ocasiones no nos falten motivos. Por ejemplo, a mí me cuesta no intervenir cuando mis hijos convierten la fregona y la escoba en espadas láser y empiezan a blandirlas en el aire, peligrosamente cerca del jarrón de mi abuela. Pero en la mayoría de los casos no sé si está justificado. ¿Qué más da que la muñeca de los pulcros tirabuzones lleve ahora un tatuaje de un dinosaurio? ¿O que los dinosaurios hayan ocupado la casa de las muñecas? ¿O que los legos y los playmobil se hayan entregado al libertinaje dentro de la misma caja de zapatos?

Creatividad infantil

Materiales plásticos de calidad

El dibujo y las manualidades son excelentes actividades para fomentar la creatividad en los niños. Es verdad que casi cualquier material vale para dar rienda suelta a su vena artística. El cartón de los rollos de papel, por ejemplo, suele ser un aliado excelente. Sin embargo, los niños aprecian también tener materiales diversos y de calidad a su alcance. Rotuladores y lapiceros bonitos y que pinten bien. Temperas, acuarelas y ceras de calidad. Cuadernos de colorear que estén cuidados. Cartulinas, lienzos, papel de buen gramaje…

Los disfraces.

Creatividad infantil

Tener a su disposición un buen surtido de telas que les permitan convertirse en fantasmas, princesas, magos o dragones en cuestión de segundos es un excelente aliado para promover la creatividad infantil. Cuando los niños se transforman en personajes todo a su alrededor se convierte en parte del escenario de su historia. Un sofá es una montaña, la cama es un océano embravecido, la mesa una vieja gruta desconocida…

Aire libre y naturaleza

Jugar al aire libre y, especialmente, en espacios naturales en los que las intervenciones pedagógicas sobre el entorno sean escasas o nulas, es también una manera estupenda de hacer que los niños fomenten su creatividad. En la playa o en la montaña las posibilidades se disparan. En esos lugares apenas contamos con juguetes u objetos funcionales y los niños deben aprovechar lo que les ofrece el terreno: conchas, piedras, arena, agua, insectos, etc. Además jugar en la naturaleza significa también jugar en un espacio en el que los límites no están definidos de forma arbitraria: tienen que establecerlos cada familia siguiendo sus propios criterios éticos y de seguridad. El espacio no tiene fronteras, no hay demarcaciones artificiales.

Creatividad infantil

Actividades culturales en tu ciudad.

Las ciudades están llenas de actividades culturales para niños. Y también de actividades que son susceptibles de adaptarse a una visita con niños. Las agendas culturales son un gran aliado a la hora de fomentar la creatividad infantil, aunque claramente hay que adaptarlas a las edades y a los gustos de los menores. Por ejemplo, por aquí somos asiduos al Museo de Ciencias Naturales, al Museo Arqueológico y a los teatros. Pero aún se nos resisten las exposiciones de arte. Sin embargo, en algunas grandes ciudades las posibilidades culturales para niños son inabarcables.

Creatividad infantil

Breve agenda de actividades culturales en Madrid para fomentar la creatividad infantil

Aprovecho este post para recomendaros algunas actividades en Madrid principalmente relacionadas con la creatividad infantil que hemos realizado o conocido recientemente y que nos han gustado. Por si necesitáis un poco de inspiración.

  • La primera es un espectáculo maravilloso que combina música y teatro y que incorpora percusión realizada con objetos cotidianos llamado “Un bosque en la pared” (en Madrid lo hemos podido ver en Caixafórum, aunque ha ido moviéndose de ciudad en ciudad). No me quedo corta si digo que es uno de los espectáculos más mágicos, bonitos e interesantes que he visto con mis hijos y que si tenéis oportunidad de verlo, no os lo perdáis.
  • También os recomiendo los talleres “Laboratorio de los cuentos” que organiza La gran belleza. Se celebran en Madrid el primer sábado de cada mes y tienen mucha afinidad con el contenido de este blog. Son talleres sencillos, amenos, cada uno de ellos inspirados en un cuento y que buscan trabajar la creatividad a partir del juego. Su objetivo es que sean los niños los que cuenten su propio cuento, ya sea escribiéndolo o dibujándolo. Mis niños participaron en uno inspirado en “El principito” y ¡salieron encantados!
  • Más en general, en la Biblioteca Nacional suelen organizar talleres súper interesantes que giran también en torno al tema de la creatividad infantil. Podéis consultarlos en su página web (también hay actividades muy interesantes para adultos).
  • Finalmente, como ya he comentado muchas veces, por aquí somos súper fans de esos monstruos jurásicos que fueron los dinosaurios. Pues bien, hay un taller de dramatización y plástica llamado «Pon cara de dinosaurio» que se celebra todas las semanas en el Museo de Ciencias Naturales que seguro va a encantara los pequeños admiradores de estos seres asombrosos de nuestra historia natural. Podéis comprar las entradas aquí.

También puede interesarte

1 comentario

  • Reply Enrique 22 marzo, 2019 at 7:27 am

    Me siento muy identificado con lo del tobogán. Nuestra mayor nunca ha sido particularmente intrépida en ese sentido, pero la benjamina de la familia prefiere obstinadamente subir por la bajada, así que me he hartado de escuchar a otros progenitores recordar a sus polluelos que «por ahí no se sube». Qué paciencia hay que tener…

  • Deja un comentario

    Información básica sobre Protección de Datos Responsable: Paula Martos + info Finalidad: Gestión del envío de información solicitada, gestión de suscripciones al blog y moderación de comentarios. + info Legitimación:: Consentimiento del interesado. + info Destinatarios: No se cederán datos a terceros para la gestión de estos datos. Derechos: Tiene derecho a Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional. + info Información adicional:: Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos Personales en mi página web yomimeconlibro.com+ info